¿Qué es el habeas corpus en Derecho?

Cuando una persona es detenida y se le llegan a violentar sus garantías constitucionales o legales, o le sea prolongada ilegalmente su detención es cuando se procede hacer el uso de la acción del Habeas Corpus, que es la acción mediante la cual toda persona que considere que ha sido ilegalmente detenida puede reclamar a las autoridades la protección de su sagrado derecho a mantenerse en libertad.

Definición de habeas corpus

El Habeas Corpus es la acción pública cuyo principal objetivo es la protección de la libertad personal de cualquier persona que se pueda encontrar detenido violando sus garantías legales o constitucionales, o bien esté siendo sometido a una prolongación ilegal de la privación de su libertar.

Así una definición muy concreta y válida de Habeas Corpus, sería: “Es el sagrado derecho que tiene toda persona detenida a ser presentada de la forma más inmediata ante un juez o tribunal, para que este luego de oírle determine si su arresto ha sido o no legal, y si el mismo debe alzarse o se mantenido”.

Las consecuencias que llega a producir la aplicación del otorgamiento del Habeas Corpus, es que la persona que ha sido afectada y lo ha solicitado recupera su libertad, no pudiendo ser objeto nuevamente de medidas restrictivas de su libertad con el fin de impedir el restablecimiento de las garantías que le han sido quebrantadas.

Es así como la principal finalidad del Habeas Corpus es proteger a la persona que ilegalmente o arbitrariamente ha sido detenida. Este procedimiento en consecuencia, encierra todas y cada una de las detenciones que se no se encuentran ajustadas a derecho, y aquellas que aun cuando han sido legales, se mantienen y prolongan de forma ilegal.

Esta acción puede ser interponerse ante cualquier funcionario judicial, pero el trámite del mismo es exclusivo del juez que se encuentre más cercano. Es de hacer notar que el juez no lleve a efecto los trámites pertinentes del Habeas Corpus en el término que establece la ley o lo obstaculice, será inmediatamente castigado con el arresto, así como llegará a perder su empleo.

Resumiendo se puede decir, que aun cuando en la práctica es poco frecuente verlo, el procedimiento de Habeas Corpus es totalmente inseparablemente unido a las detenciones, y son varias las razones de esto. Primero, esto se debe a la profesionalidad de las fuerzas policiales y a la prácticamente instantánea puesta a disposición judicial de la persona detenida.

Y en segundo lugar, se encuentra la gravedad del supuesto que encierra el Habeas Corpus. Se debe acotar que en España la detención ilegal está tipificada como un delito y es castigada con la privación de libertad.